generales 16/04/2019

Detenidos con 1.500 metros de redes, antes de "vaciar" una laguna en el sur cordobés

 

El operativo contra la pesca furtiva se concretó cerca de la localidad de Buchardo. La laguna a la que se dirigían cuenta con una buena población de pejerreyes. 


Dos personas detenidas, y un bote inflable con su motor cargado en una camioneta más una enorme red de 1.500 metros de extensión incautadas, formaron parte del "paquete" desarmado por la Policía en el sur de la provincia de Córdoba.

Ocurrió a escasa distancia de la laguna de Estancia La Vanguardia, a unos 15 kilómetros de la localidad de Buchardo. Por la extensión de la redes y el volumen de la laguna, la impresión es que de concretaerse esa pesca ilegal se habría virtualmente "vaciado" la laguna de los pejerreyes que la habitan.

El espejo de agua, en campos privados, es frecuentado por pescadores recreativos, bajo ciertas normas de extracción de ejemplares.

Según informó la Policía Departamental, los dos detenidos son oriundos de la provincia de Buenos Aires y se conducían en una camioneta Ford F100 .

“Al registrar la unidad en la caja de carga, que iba cubierta con una lona, se observa a la apertura tramos de redes y el motor de un bote, entre otros enseres destinados a la pesca ilegal, lo que motivó su aprehensión y traslado a la sede policial”, señala el informe de la comisaría de Buchardo.

Luego, se constató la presencia de un bote inflable desinflado y se precisó que las redes secuestradas sumaban 1.500 metros. Se solicitó intervención de la Policía Ambiental de Córdoba.

“Son todos elementos relacionados a la pesca ilegal de pejerreyes. El modus operandi de esta organización permite la extracción de hasta cuatro toneladas de pejerrey en un lapso de horas, los que luego iban a ser colocados en el mercado ilegal para su comercialización, en Buenos Aires,  obteniendo ganancias superiores al millón de pesos”, estimaron desde la dependencia policial de Buchardo al diario Puntal.

La ley provincial 10.115, de Protección Ambiental, regula esta actividad de pesca y sanciona las prácticas furtivas.

El personal policial contaba con información sobre la posible presencia de una organización delictiva destinada a la depredación ictícola de lagunas de la región, mediante el uso de redes.

En la región, se recuerda que en 2016 se concretó un procedimiento muy similar, también con el secuestro de 1.500 metros de redes en el acceso a esa laguna.

Fuente: https://www.lavoz.com.ar